Inés del alma mía, Isabel Allende

7.6.14

INÉS DEL ALMA MÍA
Isabel Allende
349 páginas
Debolsillo, PRH
{goodreads}

Consejo: buscar información de la historia de la conquista de Chile antes de comenzar. O por lo menos leer una mini-biografía de los personajes que se nombrarán a continuación.

Ahora ya vieja y con la muerte acechando en su casa junto a los espíritus de las personas que ella amó y ya no están, Inés Suárez decide escribir sus aventuras desde el momento en que comenzaron; junto a su primer esposo Juan de Málaga y acabaron ya establecida en Chile como amante de Pedro de Valdivia y Rodrigo de Quiroga. Escribiendo, todos los días en una narración que parece extraordinaria, la ruda mujer deja un legado a su hija.

Es un poco extraño resumir el libro en un párrafo, dado que todo lo que sucede en el libro es en gran parte cierto a lo que realmente ocurrió en aquella época. Isabel Allende tomó a dos personajes históricos y los convirtió en personajes moldeables para adaptarlos a una trágica historia de amor y aventura.
Las palabras sin rima, como las mías, no tienen la autoridad de la poesía, pero de todos modos debo relatar mi versión de lo acontecido para dejar memoria de los trabajos que las mujeres hemos pasado en Chile y que suelen escapar a los cronistas, por diestros que sean. Al menos tú, Isabel, debes conocer toda la verdad, porque eres mi hija del corazón, aunque no lo seas de sangre. Supongo que pondrán estatuas de mi persona en las plazas, y habrá calles y ciudades con mi nombre, como las habrá de Pedro de Valdivia y otros conquistadores, pero cientos de esforzadas mujeres que fundaron los pueblos, mientras sus hombres peleaban, serán olvidadas.
Desgraciadamente Inés del alma mía, hasta el día de hoy y yo creo que jamás veremos una estatua tuya en el centro del lugar que fundaste: Santiago.

El año pasado yo me dije que nunca jamás iba a leer otro libro de Isabel Allende; pero para mi desgracia y gracia era parte de mi lectura mensual doble, donde iría una nota a historia y otra a lenguaje. Un mes me demoré, pero fue un buen mes donde no leí prácticamente nada por acabar esta crónica AllendistaSi eres de otro país no tienes porque conocer esta historia de conquista. Ignoro completamente si en España esto cuenta como historia de su país o si lo mencionarán, pero aquí en Chile esto es el comienzo de la historia escritaComo comenté en un principio, la Inés ya mayor y a punto de dejar a los mortales, decide escribir sus crónicas dedicadas a su hija Isabel entre consejos y risas, relata la conmovedora y salvaje historia de como ella, una mujer básicamente campesina logró fundar la capital.

Para aquellos que no conocen a Inés de Suárez; les cuento que ella fue la amante de Pedro de Valdivia (conquistador oficial de Chile). Amante; porque él era un hombre casado que había dejado atrás a su mujer y durante el transcurso de la novela no la vio en diecisiete años ni nunca más ya que fatídicamente (para él) murió en una emboscada mapuche a manos de -según historias de diferentes lenguas- Lautaro.

La cosa está así: Inés se casa joven con un hombre al creía amar y luego de años de fastidioso matrimonio, él se embarca en un viaje al Nuevo Mundo (acá América) con la promesa de riquezas y fama. Después de años sin volver a verle, ella decide seguirlo y saber que está pasando. Desde que mi profesora me dijo eso, me convencí de que Juan de Málaga (el esposo perdido) sólo era una excusa para iniciar la aventura. Al llegar al continente apenas descubierto y buscando datos del desaparecido termina en Perú, donde por cosas del destino conoce a Pedro y su relación parte. Ellos más que sexo (sí, porque a Isabel Allende le encanta esto del sexo indiscriminado en sus novelas) comparten ideas y sueños así que entre permisos, quejas y dudas, comienzan la travesía al fin del mundo: Chile. Antes de Pedro de Valdivia, quien había venido a Chile fue uno de los conquistadores de Perú: Diego de Almagro (el otro era Francisco Pizarro), quien tomó rutas peligrosas y medio suicidas, por las montañas para ir y por el desierto para volver, así que las historias que envolvían el territorio chileno eran bastante escabrosas. Lo describían como el infierno y el edén, como tumba de españoles y circulaban historias acerca de que sus indios eran tan feroces como los gladiadores romanos, así que a Pedro se le hizo complicado el conseguir soldados que lo acompañasen. Cuando llegó el gran día de partir, con apenas una porción de hombres comparado a los que acompañaron a Almagro, Inés y él partieron por el desierto hasta que llegaron a un lugar estable donde se detuvieron por última vez a descansar y fundaron Santiago. Seguro parecía, pero más tarde los gladiadores salieron a recibirlos sin ademán amistoso y comenzó la guerra que duraría cuarenta años, donde los mapuche seguirían peleando por la libertad de la tierra y la suya. (Irónicamente, hasta el día de hoy).

Les podría relatar toda la historia, pero es demasiado larga así que resumí lo último en un par de palabras bonitas.
Temple es una virtud apreciada en el varón, pero se considera defecto en nuestro sexo. Las mujeres con temple ponen en peligro el desequilibrio del mundo, que favorece a los hombres, por eso se enseñan en vejarlas y destruirlas. Pero son como cucarachas: aplastan a una y salen más por los rincones.
No me gusta Isabel Allende por sólo una razón: Lata. (del verbo no-verbo: Latear/aburrimir). Admiro su trabajo, su imaginación, sus libros, todo de ella. Es una escritora que me inspira a escribir lo que quiera de la manera que quiera, porque ella se da el privilegio de hacerlo. Pero el contra de sus libros son: Demasiada palabrería y poca acción. No me refiero que en el libro falte sangre, porque si mirabas detenidamente, las letras se teñían rojas cada dos por tres, pero es una escritora sumamente detallista, y mientras a su público le gusta eso, a las personas normales les aburre, (por lo menos a mi). Y no sería nada si sus libros fueran cortos, porque ella me recuerda a la escritora de Como agua para chocolate Laura Esquivel, pero al menos esa novela es pequeña.

El libro está narrado obviamente por Inés, pero a veces parece que se contara sólo, una marca intangible de la autora. El vocabulario es legible, una traducción en español del español. A veces como que me faltaban verbos terminados en 'éis' (tenéis, queréis, podéis) parte del castellano de España, pero los habían. 

Resumiendo todo, (porque da mucho para hablar): Es un libro de historia, con la huella de Isabel Allende. Un libro en memoria de la desaparecida Inés Suaréz, fundadora y conquistadora de Santiago y de Chile. Un pequeño monumento a las estatuas y nombres de calles que esta mujer debería tener y no tiene. Porque sí, cometió errores e hizo atrocidades, pero fue participe de la historia y sólo la toman como una más. Un libro que todos deberíamos leer algún día, porque además de contener un montón de hechos reales, la esencia de la historia de amor no se pierde. Me demoré pero me gustó, y me dejo un buen sabor de boca.

La reseña es larga y créanme que aun tengo más que decir.

Tengo la prueba la semana que viene, y espero que la suerte me acompañe.

17 comentarios:

  1. es uno de mis libros pendientes de la autora:D
    saludosss

    ResponderEliminar
  2. Éste no lo he leído, pero con Allende tengo sentimientos encontrados: algunos de sus libros me gustan mucho y otros me dejan más indiferentes.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Sus libros me gustan mucho porque son muy imaginativos, pero tienes razón con lo de la palabrería.
    De todos modos este no es que me llame demasiado.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que es uno de los mejores que tiene, pero es algo muy pesado u_u

      Eliminar
  4. Holaaa, acabo de descubrir tu blog y me eeeencanta. Este libro tiene pinta de ser faantastico y segurisimo que me lo leo.
    Yo me he abierto un blog hace poco y me haria mucha ilusion que te pasaras, un beso

    http://prettylittle-readers.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  5. No tiene mala pinta, me lo apunto ^^
    Gracias por la reseña.

    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Hola!
    De Isabel Allende he leído muy pocos libros, pero la verdad es que me han gustado todos, así que probablemente este también me guste. Gracias por la reseña. Saludos y que estés super =D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi igual me gustan, pero la rechazo porque no soporto las lecturas lentas XD

      Eliminar
  7. Aún no he leído ningún libro de Isabel Allende, tengo en mi estantería "La casa de los espíritus", pero no me llama a leerlo. Me gusto mucho la critica que hiciste a los libros de Allende, la verdad tienes las palabras justas para expresar lo que piensas. Podría decirse que el único libro de ella que me llama a leerlo es "Paula", ¿tú lo has leído? Te envío cariños y nos seguimos leyendo.
    Isabel, la voz de una lectora.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uh, La casa de los espíritus lo tuve que leer el año pasado, pero me la ganó. Es una crónica interesante, pero a mi parecer la historia está demasiado confabulada con un periodo de conflicto aquí en Chile y no me llevo bien con la política. No soy fan de la pluma de Allende, pero es entretenida, y Paula es o son como cartas a su hija fallecida; al menos eso tengo entendido...
      Saludos.

      Eliminar
  8. Hola linda!
    La verdad no conocía el libro y creo que me costara entenderlo un poco porque no conozco el contexto, pero el estilo de la autora se ve interesante c:

    Saludos :3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uhm, creo que aun sin conocer el contexto lo entenderías. El libro es una pincelada enorme de historia eso sí, pero a la vez está lleno de aventuras y realmente es muy entretenido. Ojalá te animes n_n

      Eliminar
  9. No he leido nada de ella, ...espera...creo recordar q si lei uno.-..o casi....pero te aseguro q con mi edad todavia me cuesta entenderla.

    Que prueba tienes?un examen? Suerte en ella!!!!

    Un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eh, te comprendo querida, esta mujer es bastante complicada XD

      Eliminar
  10. Ains, Isabel Allende es muy dual a la hora de escribir, porque como escribe lo que le da la gana, de cualquier género, muchos me gustan y muchos no. A veces lo que tu dices que te parece exagerado no lo es tanto (intenta leer sus libros biográficos como Paula, que son más breves y más ligeros). Aún así, a mi me gusta ese sobrecargamiento, lo que a veces no me gusta es las historias que hace, pues cuando algunas me llegan, muchas me dejan totalmente fría, no me llegan.

    Inés es uno de mis pendientes más pendientes (de esos que están toda tu vida en la lista xD), pero a ver si me pongo con él algún día xD.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  11. lo estoy leyendo ahora..y me tiene absorvida..y es que Isabel Allende es mi escritora..me he leido casi todos sus libros y todos me encantaron..un saludo!..

    ResponderEliminar

«Pues considero que aquella persona, caballero o señora, que no sabe apreciar el valor de una buena novela es completamente necio» Mr. Tilney.