Reseña ➢ Orgullo y prejuicio - Jane Austen

18.2.14

Nombre original: Pride and Preudice
Autor: Jane Austen
Páginas: 322
Editorial: Alianza
Sinopsis:
La gran casa de Netherfield Park tiene a un nuevo inquilino: el señor Bingley, un joven atractivo, rico y... soltero. La señora Bennet está encantada, pues su deseo más ferviente es encontrar un buen partido para sus cinco hijas. Pero a Elisabeth, la más rebelde de las hermanas, quien de verdad le interesa es el señor Darcy, un joven arrogante y misterioso.

Reseña

«Es una verdad universalmente reconocida que todo hombre soltero, poseedor de una gran fortuna necesita esposa». Y así comienzan la clásica novela de amor que, no solo por ser llevada al cine, es conocida por todo el mundo y la clase de libro que, como lector compulsivo de genero romántico: No te debes perder.

Acaba de llegar la noticia de que un nuevo caballero ha arrendado la casa de Netherfield Park y la señora Bennet está ansiosa porque el señor Bingley, su nuevo propietario, cene con ellos lo antes posible y así se interese por alguna de sus hijas.

En aquella época, las madres se hacían madres con el único propósito de casar a sus hijas y así presumir de ello. Si aquellas luego tenían descendencia femenina, no se podía esperar algo diferente de lo que sus madre hicieron. A menos, claro, las excepciones se notaban cuando el matrimonio tenían un rango social lo suficientemente alto como para simplemente preocuparse por la felicidad de sus herederas. El punto es, que la señora Bennet lo único que quería era casar a sus bellas hijas y ojalá se tratara de algún hombre con una renta suficiente para mantener a toda la familia por varios años.

Los Bennet tienen el agrado de conecer al señor Bingley y sus hermanas en un baile que se ha programado en alguna casa vecina. La madre de las Bennet ve con satisfacción como el recién llegado queda prendado de la mayor de sus hijas: Jane, y la convicción de que una boda segura se aproxima, la invade por completo. Por otro lado, los invitados del evento observan con desagrado al amigo de Bingley, Darcy, quien no ha hablado con nadie más que con sus íntimos conocidos y que además no ha sacado a ninguna dama a la pista de baile. Rápidamente queda marcado como orgulloso, vanidoso y además, amargado.

Elizabeth, la protagonista, llevada por el prejuicio de sus emociones rápidamente lo tacha de su lista de posibles pretendientes o incluso amigos. A pesar de que el joven hombre es guapo, su actitud pesa más que la apariencia y el dinero.

En algún momento del libro, ambos personajes se encuentran y discuten sobre temas ligeros, sus modales son tan diferentes que ninguno agrada al otro, pero si, de alguna manera capta la atención de uno de ellos, aunque sabe que, de todas formas, este prohibido. Así que mientras más se conocen Jane y Bingley con intenciones de conquistar al otro, Eizabeth y Darcy buscan más excusas para alejarse.

Lizzy es suspicaz, tiene un ojo analizador que no le falla. No hay nada de lo que no se de cuenta, pero a veces otras cosas más poderosas, como los lazos de amor u odio pueden cegarla a situaciones obvias.
Puedes forjarte un carácter verdaderamente bueno, o únicamente las apariencias de éste.
Darcy y Lizzy son los fundadores de las parejas clichés, así que a ellos debemos agradecerles la originalidad de muchos autores a la hora de escribir una historia romántica. Una de mis dudas existenciales era que hacia a esta novela tan especial y única, así que se lo pregunte a mi profesora de lenguaje y ella me contó que los clásicos se convierten en clásicos cuando la historia es original para su época. Casi todo tiene que ver con eso realmente, ya que es como una novela revolucionaria o tabú dentro de los margenes que tenían en aquellos años respecto a las clases sociales muy marcadas. Y que decir sobre el romance, ¿en ese tiempo las parejas estaban enamoradas el uno del otro? ¿o era por mejorar su rango social? entonce aquí viene Jane Austen, quien jamás se casó, hablando sobre el amor verdadero en un simple libro que luego enamoraría a millones.

Eso sí, no dejo de creer que es un libro increíblemente sobrevalorado actualmente solo por ser un clásico, así que solo es uno entre muchos. No sé si tiene que ver con que mis expectativas fueron demasiado altas. y no satisfechas, con éste libro, o realmente fue así. Sentí que falto un poco más; solo un poco. 

Narrador omnisciente, vocabulario de la época, y no sé si es porque ya he leído otros libros de ese siglo, o realmente no fue tan complicado descifrar sus trabalenguas

Los personajes son muy carismáticos, me reí bastante con las discusiones de Elizabeth y Darcy, sufrí la desesperación del encuentro, y me alivié cuando por fin se reunían. Me salieron varias sonrisas con sus lenguas ácidas y de Darcy me llevé grandes sorpresas. Los personajes secundarios están muy bien apegados a su papel y todos realmente me dejaron algo en que pensar. Es de los mejores clásicos que he leído.

En fin, el libro es recomendable, es bueno, hay sarcasmo, humor, desesperación, es como llevar lo típico a uno o dos siglos atrás. Vi la película días después de terminar el libro, y es una de las mejores adaptaciones cinematográficas que he tenido el placer de disfrutar, así que también se las recomiendo.

Puntuación: 4/5
Reseña actualizada 

1 comentario:

«Pues considero que aquella persona, caballero o señora, que no sabe apreciar el valor de una buena novela es completamente necio» Mr. Tilney.